Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los comunistas rechazan un pacto con el Bloc por pura aritmética electoral

Glòria Marcos califica al presidente de la Cámara de Valencia de "lacayo del PP"

El Partido Comunista del País Valenciano (PCPV), fuerza mayoritaria dentro de Esquerra Unida del País Valencià (EUPV) se opone a cualquier tipo de pacto con otras fuerzas que "sólo buscan coaliciones temporales con los ojos puestos en las elecciones". La nota de la Comisión Política del PCPV, que se celebró el pasado viernes, afirma de manera explícita que "en estos momentos no se dan las circunstancias para iniciar las negociaciones con el Bloc."

El tono de aparente ultimátum que se desprende de la nota oficial no oculta, sin embargo, la voluntad del PCPV de que se cuente con este partido a la hora de negociar cualquier tipo de alianza con el Bloc, conocidas como son las relaciones que la corriente Esquerra i País, de EU, mantiene con los nacionalistas. Los comunistas valencianos son taxativos al afirmar que "el proceso de convergencia de la izquierda pasa por el programa y concluirá en la asamblea de EUPV del mes de octubre donde quedará claro con quien compartimos nuestro proyecto".

Mientras tanto, los comunistas ya adelantan algunas de sus posiciones: "[El PCPV] No apoyará ninguna negociación con otras fuerzas que sólo buscan coaliciones temporales con los ojos puestos en las elecciones. Ni la antidemocrática barrera del 5%, ni supuestas aritméticas electorales, ni intereses de terceras fuerzas incapaces de hacer oposición real influirán en lo más mínimo en nuestras decisiones". Esta última frase está destinada claramente a los socialistas, supuestos interesados en un pacto entre el Bloc y Esquerra Unida.

La secretaria general de los comunistas valencianos, Marga Sanz, apostó por hacer un llamamiento "a los nuevos y viejos movimientos sociales, a las organizaciones políticas de la izquierda alternativa y a los ciudadanos y ciudadanos concienciados por redoblar los esfuerzos de oposición a la derecha y acumular fuerzas que nos aseguren un cambio radical en la Generalitat".

Por otra parte, la coordinadora de EU, Glòria Marcos, ha criticado el discurso pronunciado por el presidente de la Cámara de Comercio de Valencia durante la noche de la Noche de la Economía Valenciana. Marcos calificó la intervención de Arturo Virosque de "soflama anticatalana, impresentable, burda y demagógica proferida además ante cientos de personas".

Marcos, que acudió a dicho acto confesó sentirse "abochornada" y dijo que Arturo Virosque actuó como un "lacayo del PP". "Este señor, y otros personajes como el arzobispo de Valencia, sólo tienen el objetivo de servir a los intereses del PP y utilizan sus importantes plataformas públicas para hacerlo de la forma más servil posible. Evidentemente, [Arturo] Virosque se ganó anoche la bendición de los populares por los siglos de los siglos".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 6 de noviembre de 2005