Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:RADIOGRAFÍA DE SEIS GRANDES MUNICIPIOS

El polígono de Peter Pan

La mayoría de los habitantes del área metropolitana del sur de la región tienen menos de 35 años

"Lo que más nos gusta hacer es ir al Xanadú a mirar tiendas y probarnos ropa", dicen Marta, Vanessa y Nuria, tres mostoleñas de 14 años. Es viernes por la tarde, se han maquillado -"es que lo hacen todas"- y el patrimonio económico que suman sus tres pequeños bolsos no llega a 10 euros. Con el dinero pagarán el autobús y "algo de comida para compartir en el McDonalds". A las cinco de la tarde, las tres cogen un autobús que las deja en el centro comercial Xanadú, en Arroyomolinos, donde se encontrarán con otros chavales de su edad. El paraíso de los adolescentes: un gran lugar donde pasar horas y horas con poco dinero en el bolsillo. Y una de las realidades de la zona sur: el desplazamiento del ocio de los centros urbanos a los centros comerciales.

Los adolescentes pasan el tiempo muerto en los numerosos centros comerciales de la zona

La escena de grupos de adolescentes para arriba y para abajo, mandándose mensajes a través de los teléfonos móviles, se repite todos los viernes por la tarde en otros centros comerciales como Nassica (Getafe), Tres Aguas (Alcorcón) o el recién inaugurado Plaza Éboli (Pinto).

"En verano, nos sentamos en un banco. Con el frío, Xanadú sustituye al banco", cuenta un grupo de adolescentes del vecino Getafe. "O, si no, nos vamos al Conti [el supermercado Continente]", agregan.

La zona sur tiene una población muy joven. Si los adolescentes pasan el tiempo de ocio en los centros comerciales, muchos veinteañeros y treintañeros lo hacen en los bares de copas (algunos en centros comerciales, otros en polígonos industriales o en las propias ciudades). "No podemos luchar con la realidad: si los jóvenes prefieren divertirse en los centros comerciales, no hay que tirarse de los pelos, sino asumirlo. Son los nuevos tiempos", confiesa un concejal de Cultura de un municipio sureño.

Aun así, los Gobiernos municipales se esfuerzan en organizar un "ocio alternativo" al del centro comercial y que está basado en noches de ocio sin alcohol, o en teatro o cabaret en lugares como El Club Fantasma, en Fuenlabrada. Leganés dispone de un cibercentro municipal y Parla organiza el programa alternativo ¿Quedamos esta noche?

Pero en el ocio siguen mandando la música y el alcohol. En Alcorcón, las copas se toman en el centro comercial Opción, que cuenta con una planta entera cerrada con más de una docena de bares y discotecas, y en la archifamosa Costa Polvoranca. En Fuenlabrada, la zona de marcha está en la calle de la Plaza y en los centros comerciales de Loranca, La Estación y la Avenida de las Provincias.

Y luego está la macrodiscoteca Fabrik, ya en el término de Moraleja de Enmedio y que es el lugar de peregrinación de todos los discotequeros de la zona sur. "Buff, es que Fabrik es otro mundo...", cuenta un adolescente de Getafe, que ha acudido a alguna sesión light organizada por esta discoteca de culto. "Es un mundo aparte, hay muy buen rollo", añade otro. Para Fabrik salen incluso autobuses desde la zona de Atocha.

En la zona sur, el ocio es importante porque las cifras de población hablan por sí solas: Fuenlabrada es uno de los municipios más jóvenes de la región, con una media de edad de 33 años y con la mitad de la población menor de 35 años. En Getafe, la media de edad se sitúa "entre los 33 y los 36 años", y en Parla la mitad de los vecinos no tienen tampoco más de 35 años. Pasa lo mismo en Alcorcón, Leganés o Móstoles. El peso de la población joven es tan grande que la zona tiene dos universidades públicas: la Carlos III y la Universidad Rey Juan Carlos. "Aquí las políticas tienen que ir destinadas más a la creación de escuelas infantiles que a la de geriátricos", explica el alcalde de Fuenlabrada, Manuel Robles.

Los planes de vivienda también están encaminados a los jóvenes. En Fuenlabrada, el 80% de los recursos de vivienda están dirigidos a la juventud, y otros municipios como Parla tienen planes específicos de vivienda joven. En Alcorcón, el recién aprobado desarrollo del Ensanche Sur también está destinado a los menores de 35 años.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 6 de noviembre de 2005